TRABAJO ORIGINAL

Influencias del LASIK en la función lagrimal
Dres. Karina Stornini, Roberto Correa, Karina Gianone, Patricio Grayeb
Hospital Oftalmológico Santa Lucía

 

Resumen

Objetivo

Evaluar si existe alteración en la funcionalidad de la lágrima luego de la queratomileusis asistida con excimer láser (LASIK)
Métodos: se analizaron prospectivamente 17 ojos de 9 pacientes, que fueron intervenidos con LASIK secuencial o simultáneamente para corregir su ametropía. Se realizan test de BUT y Schirmer un día antes de la cirugía, una semana y un mes después.
Resultados: durante la semana post-quirúrgica se evidenció una disminución en los valores del BUT y del Test de Schirmer (TS) con una media de 9,29'' y 9,82 mm respectivamente. En el mes posquirúrgico el BUT se reestableció mientras que el TS disminuyó en sus valores aún más con respecto a lo evaluado en la semana posquirúrgica (BUT media 11,94'' y TS media 9,58 mm).
Conclusiones: la técnica del LASIK produce una alteración en la funcionalidad de la lágrima. Las causas de lo expresado serán confirmadas en estudios posteriores, ya que no pudieron ser establecidas en este trabajo.

Introducción

La película lagrimal que cubre la superficie del ojo está constituída por tres capas: capa de mucina, capa acuosa y capa lipídica. Existen pruebas que proporcionan información sobre la funcionalidad del film lagrimal. Una de ellas es la de Schirmer, que expresa el volumen de agua que produce la glándula lagrimal con y sin anestesia. También puede realizarse con estimulación o sin ella (VN 10 a 15 mm). Otra prueba es la del tiempo de ruptura del film lagrimal, que puede proporcionar información de la calidad de la película lagrimal (VN >10 seg).
La superficie ocular y la glándula lagrimal funcionan como una unidad integrada. Cuando dicha unidad se ve amenazada por algún factor externo puede alterarse. El propósito de este estudio es investigar el efecto del LASIK sobre la función lagrimal. Específicamente, se evalúa el test de Schirmer y el tiempo de ruptura del film lagrimal (BUT) pre y posquirúrgico.

Material y métodos

Estos procedimientos han sido realizados en 17 de ojos de 9 pacientes, de los cuales 5 eran de sexo femenino y 4 de sexo masculino. La edad promedio de este grupo de pacientes fue de 39,11 años (28-51 años).
Fueron excluidos de la muestra aquellos que presentaron: alergia y/o hipersensibilidad conocida a los colirios tópicos, enfermedades generales u oculares que pudieran interferir en la función lagrimal o dificultar su evaluación, historia de cirugía ocular previa y utilización de medicamentos sistémicos que pudieran interferir con el film lagrimal.
A todos los pacientes se les efectuó examen oftalmológico completo: agudeza visual (AV), refracción, biomicroscopía, tonometría, fundoscopía, paquimetría, topografía corneal, BUT y TS.
Los integrantes de la muestra fueron sometidos a queratomileuisis asistida con excímer láser. Luego de la cirugía, los pacientes fueron medicados con fluorometolona al 0,1% y ofloxacina al 0,3% 4 veces por día durante una semana y lágrima artificiales 4 veces al día durante un mes.
Los valores del TS y del But se registraron el día antes, una semana y un mes después de la cirugía. El TS se realizó colocando en el fórnix temporal inferior las tirillas stándard. El paciente fue ubicado en un ambiente con iluminación tenue y con parpadeo mínimo durante cinco minutos, y se midió la distancia en la que se extendió la lágrima desde la muesca del pliegue. El tiempo de ruptura del film (o BUT) fue medido luego de la colocación de una gota de solución de Grant, se le indicó al paciente que parpadee reiteradas veces y que luego mire hacia el frente sin parpadear. De esta manera se examinó el film lagrimal con luz de cobalto en lámpara de hendidura. Se utilizó un cronómetro para medir el intervalo entre el último parpadeo y el primer signo de ruptura del film.

Resultados

De los 9 pacientes estudiados, 8 experimentaron cirugía bilateral y 1 unilateral. Antes de la cirugía, la media del BUT fue de 13,41'', y la media del TS fue de 13, 70 mm. A la semana de la cirugía, la media registrada del BUT fue de 9,29'' y del TS de 9,82 mm, evidenciando una disminución de los valores.
Al mes posquirúrgico, el promedio del BUT mostró un incremento a 11,94'', mientras que el promedio del TS descendió a 9,58 mm.
Ver Tabla I y II.

Tabla I BUT Tabla II BUT

 

Discusión

Basado en los resultados obtenidos en esta muestra de pacientes, podemos afirmar que se producen cambios en la función lagrimal post-LASIK. Los valores del TS disminuyeron en la semana y al mes de la cirugía, mientras que el BUT en la primer semana disminuyó recuperándose al mes posquirúrgico.
Consideramos que el tiempo de ruptura (BUT) lagrimal disminuido en los primeros días puede deberse a: traumatismo que sufre el epitelio durante el procedimiento quirúrgico; toxicidad de la medicación tópica; respuesta inflamatoria a la cirugía; disminución de la sensación corneal y de la frecuencia del parpadeo.
Con respecto a lo ocurrido al mes de la cirugía, se pudo determinar que la estabilidad del film lagrimal fue restablecida, pero el flujo lagrimal sufrió una disminución con respecto a la semana post-LASIK. Dicho hallazgo, probablemente se debe a la disminución de la sensibilidad corneal y a la alteración de la integridad funcional de la lágrima. Sin embargo, pensamos que para afirmar lo antes expresado, sería necesario ampliar el número de pacientes, lo que será tarea de estudios posteriores.

 

Bibliografía